Caminaba por el Boulevard, como lo hacia cada maniana para volverme a mi hogar. Paso tras paso dejando arboles que me habia cruzado varias veces, y me cruzaria todos los dias, disminuyendole importancia. 
Caminaba analizando detalladamente cada rasgo en el suelo, cada grafiti detallado con cierta modalidad, o con una fuerza bruta. Caminaba retractandome en cada paso el haberme alejado de un lugar que me haya hecho feliz.  La felicidad la buscamos, llega y despues de un tiempo aburre. Con eso comenze a deducir que conoci un Guerrero del Tiempo. Son ese tipo de personas que no nacen atados a la idea de la felicidad. Como yo, o como cualquier ser humano comun. No, ellos no buscan la felicidad, no la gran felicidad, buscan la pequenia felicidad. Ellos encuentran la felicidad en las situaciones de la vida, en los caminos que atraviesan para llegar a la GRAN felicidad. Como una factura, un vigilante. Ni el principio ni el final son lo mas rico, sino lo que esta en el medio, lo mas dulce, lo mas azucarado. Asi como una historia. Al final siempre esta esa esencia amarga. Y al principio el miedo a lo desconocido. El viento me helo la cara y me hiso estremecer. Hace unos meses habia pasado por este boulevard, el ya no esta. No quedan rastros de que alguna vez halla existido, solo recuerdos. Solo momentos que aun busco, porque me hicieron felices. Pero la persona que me dejo esos recuerdos, es un Guerrero del Tiempo. Por lo tanto, se aburrio de la felicidad supongo que le probocaba al estar conmigo. Tambien, como en la selva. De la selva no se sale sin heridas. Y aca estaba, quitandole importancia a cada grafiti, a cada arbol que se me cruzaba en el camino, para encontrarme que, al dia siguiente, los grafitis habian sido borrados, y el arbol habia sido cortado. Por eso aprendi, vive cada cosa como si fuese el ultimo dia que la vieses. La ultima vez que estube con el. Le di un abrazo que se asemejo a un Hasta la vuelta. Pero se fue convirtiendo en el ultimo abrazo. Bajo un dia lluvioso y gris. Fue ahi que se enterraron esas memorias, para cuando que yo volviese, desenterraria delicadamente esos momentos, anhelando volver a vivirlos. Pero no fue asi. Volvi, pero me vi obligada a volver a enterrar ciertos recuerdos. Aun buscandolos, deseandolos como tesoros perdidos bajo un mar oscuro.

And you are always falling in the same holes again.
Agustina Simeone.


ES LO MAS RARO DEL MUNDO, MI COMPUTADORA NO ME DEJA NI ENTRAR A FACEBOOK, NI A MSN, NI A NINGUNA PAGINA, QUE NO SEA ESTA :| QUE LE PASA???? D:

1 Comment:

mili said...

si a mi tampoco, nada mas a mi blog me dejaba entrar u.u qe loco